Saltar al contenido

La grandeza y codicia de Aquiles: Conquistas y batallas durante la Guerra de Troya

El asedio a Troya llevaba muchos años y en los últimos meses solo se habían producido pequeñas batallas y escaramuzas. Los habitantes de Troya estaban sufriendo dificultades, pero no había señales de que estuvieran a punto de rendirse. Sin embargo, durante todos esos años, los griegos no se quedaron de brazos cruzados. Sus héroes comandaron expediciones para atacar y saquear las ciudades aliadas de Troya.

Índice

Las hazañas de Aquiles

Aquiles saqueó 23 ciudades enemigas, en las que se apoderó de muchos tesoros, recursos e hizo esclavos. Algunas ciudades no ofrecieron resistencia a los invasores y fueron conquistadas con facilidad, liberando a sus habitantes de la ira de los saqueos. Sin embargo, otras intentaron mantenerse firmes y se negaron a doblegarse ante sus enemigos.

En la isla de Lesbos, se estaba librando una gran batalla por la ciudad de Meta. Los defensores luchaban ferozmente contra los mirmidones de Aquiles. Los esforzados defensores se las ingeniaban para repeler a los invasores, mientras que desde lo alto de la muralla, la princesa Peach y Dice contemplaban apasionadamente al poderoso Aquiles mientras dirigía a sus hombres.

Durante la noche, recibieron la visita de una vieja doncella de la princesa, que le presentó un mensaje. Ofrecía al hijo de Peleo la oportunidad de invadir la ciudad si aceptaba casarse con la princesa. Aquiles estuvo de acuerdo y entonces, Si Dice abrió una puerta oculta y dio paso a Aquiles y a sus hombres para asaltar la ciudad. Los mirmidones descargaron toda su furia sobre los habitantes de la ciudad por haber hecho pagar a los griegos un precio tan alto al resistir obstinadamente a un enemigo superior.

Ver más  La Trágica Vida de Isabel de Austria (Sisi) - Una Historia de Desgracias y Superación

Cuando la princesa corrió hacia Aquiles para que él no olvidara el acuerdo hecho, este ordenó a sus soldados que retuvieran a la joven. Con gran desprecio, ordenó que la apedrearan hasta la muerte. Aquiles nunca se sometería a estar unido a una mujer que pusiera sus intereses por encima de su patria y su familia. Y para tal traidor no había pena más justa.

La conquista de Tebas Tetrada

Aquiles se dispuso entonces a invadir la ciudad de Tebas Tetrada, una ciudad rica en la que vivía la familia de Andrómaca, la princesa esposa de Héctor. Aquiles se enfrentó al rey de Sión y a sus hijos, que lucharon valientemente. Pero el rey y sus siete hijos morirían a manos de Aquiles.

En esta ciudad, saquearon valiosos botines de guerra. Pero el tesoro más precioso que se encontró fue el de Cristina, que era tan hermosa que parecía más bien una diosa. Pero Patroclo le dijo al comandante que, si le impresionaba Criseida, debería ver lo que le esperaba en el templo de Dionisio. Dentro estaba Briseida, una sacerdotisa aún más hermosa que la anterior. Aquiles estaba convencido de que no había botín de guerra más valioso que la preciada Briseida. Y con ella a su lado, su gloria sería aún más evidente.

Las hazañas de Ajax

Al otro lado del estrecho de Dardanelos, el gigantesco Ajax atacaba a los tracios, también aliados de los troyanos. Ningún guerrero tracio fue capaz de oponerse al poderoso gigante de Salamina, que con su enorme escudo abrió el camino rompiendo las líneas enemigas. Ajax también capturaría una valiosa presa de guerra: el joven Polidoro, el hijo menor de Príamo y por el que sentía más afecto.

Ver más  Las Legiones Romanas - Máquinas de Guerra Antiguas

Odiseo se dio cuenta de que este rehén era más valioso que cualquier rescate, por lo que, acompañado de su amigo Diomedes y de Menelao, solicitó una audiencia en Troya para negociar. Odiseo propuso cambiar al hijo menor de Príamo por la esposa de Menelao. Pero escuchando los consejos de sus hijos, Príamo se negó a devolver a Helena. Como contrapropuesta, ofreció a su hija Casandra a Menelao como nueva esposa. Menelao rechazó la propuesta escandalosa, diciendo que no aceptaría que el pueblo que lo deshonrara eligiera a quién sería su esposa. Dijo que no quería a una esposa de linaje bárbaro a su lado y que los troyanos pagarían por tal ofensa.

Los griegos y troyanos, de nuevo, no llegarían a un acuerdo que complaciera a ambas partes. Por lo que el rey exigió que los griegos fueran retirados de su presencia. Los griegos arrastraron al joven Polidoro cerca del muro y lo apedrearon hasta la muerte. Desde lo alto del muro, Príamo, entre lágrimas, presenció todo con impotencia. Aquiles finalmente había regresado lleno de gloria y tesoros. Todos los celebraron, ya que el fruto del botín se repartió entre todos los señores.

Cuando Agamenón puso los ojos en Criseida, la reclamó inmediatamente para sí. Aquiles se dio a la muchacha de buen grado, pues ya esperaba que el codicioso Agamenón no se resistiría a una joven con esos atributos. Pero Aquiles fue astuto y solo reveló a su Briseida a Agamenón cuando ya había decidido su parte. Así, Aquiles pudo conservar el más preciado de sus tesoros. Criseida y Briseida no lo sabían, pero serían responsables de cambiar el curso de la guerra. La voluntad de Aquiles estaba a punto de despertarse.

Ver más  Lancelot del Lago: El Gran Caballero de Camelot - Historia de valentía y amor
Personajes Ciudades conquistadas Tesoros
Aquiles 23 Muchos
Ajax Tracios Polidoro
Agamenón Troya Criseida

Preguntas frecuentes

¿Cuántas ciudades saqueó Aquiles en total? Aquiles saqueó un total de 23 ciudades enemigas.

¿Quién capturó al joven Polidoro? Fue Ajax quien capturó al joven Polidoro, hijo menor de Príamo.

¿Qué tesoros se encontraron en Tebas Tetrada? Entre los valiosos botines de guerra se encontraba el tesoro de Cristina y, aún más hermosa, Briseida.

Espero que hayas disfrutado de esta emocionante historia llena de héroes, batallas y tesoros. Si quieres leer más sobre la mitología, te invito a que explores otros artículos relacionados en rincondelmito.com. ¡Hasta la próxima!